Impresionante estos coreanos

Está visto que la pasión por el fútbol mueve montañas, pero lo de estos coreanos ya es la bomba, sincronización perfecta y resultado de 10.