Factores Humanos. El volar y salud

Factores Humanos. El volar y salud

Volar, podemos decir, que no es una actividad “normal” para el cuerpo humano por lo que es necesario estar en plenas facultades para poder realizar nuestros vuelos con seguridad ya que de lo contrario estaríamos poniendo en grave riesgo la seguridad de la aeronave y de las personas.

Las JAR-OPS, concretamente las JAR-OPS 1.085, especifican las responsabilidades de las tripulaciones en operaciones de aeronaves civiles, a continuación se detallan algunas de estas responsabilidades por las cuales las tripulaciones no podrán ejercer sus funciones:

  • Estar bajo la influencia de cualquier tipo de droga
  • Hasta que no haya pasado un tiempo razonable después de haber realizado una actividad de buceo y/o donación de sangre
  • Si se tiene dudas sobre su capacidad o se sospecha que sufre fatiga

Los requisitos médicos para obtener y/o renovar la licencia de piloto privado consisten en una exploración de la visión y audición, sistema cardiovascular, sistema neurovegetativo y una exploración psíquica. Estos certificados se verificarán periódicamente dependiedieno de la edad, tipo de licencia y otras circunstancias.

A continuación detallamos algunas enfermedades comunes y como afectan a la capacidad física o psíquica necesaria para volar con seguridad:

  • Enfriamiento. Es una infección o cuadro vírico de las vías respiratorias que afecta a la garganta, nariz, oídos y pulmones, principalmente. En su acepción más benigna se identifica con el catarro o resfriado común y cuando es más severa se asocia con la gripe y con síntomas más acusados como fiebre alta y pudiendo derivar en bronquitis. Aunque no suele ser necesario la toma de antibióticos suele ser aconsejable el consejo médico para evitar problemas en vuelo relacionados.
  • Trastornos estomacales. Suelen ser enfermedades que provocan bastante incomodidades y por ende provocar distracciones a la hora de gestionar correctamente un vuelo, por ejemplo, la gastroenteritis puede llegar a ser motivo de incapacidad para volar.

Factores Humanos, volar y saludComo es lógico no está permitido realizar vuelos bajo los efectos de drogas. En este sentido la JAR FCL 3115 dice que no se podrá volar si se está tomando cualquier medicación o drogas, prescrita o no, si se conoce que tenga algún efecto secundario incompatible con la realización segura de las funciones en cabina.

Todos los procesos que requieran una anestesia general o espinal implican que no se podrá volar, como mínimo, hasta 48 horas después. Los procedimientos con anestesia local o parcial inhabilitan las funciones durante 12 horas.

A continuación citamos algunos medicamentos genéricos y sus posibles efectos al volar:

  • Anticolinergénicos. Puede ocasionar una dilatación no deseada de la pupila y la disminución de la acomodación visual.
  • Antibióticos. Pueden llegar a producir incapacitación.
  • Antihistamínicos. Pueden producir somnolencia, síntomas de fatiga y mermar el sentido del equilibrio y la coordinación. Alguos descongestivos y atomizadores pueden agravar los efectos de la hipoxia.
  • Analgésicos. Pueden tener efectos negativos en personas con problemas estomacales
  • Anfetaminas. Algunas anfetaminas pueden actuar como estimulante del sistema nervioso central. Pueden producir hiperactividad, insomnio, taquicardia, temblores, dilatación de pupilas, escalofríos…, con dosis elevados sus efectos se parecen a los de la esquizofrenia paranoide aguda produciendo alucinaciones o ilusiones.
  • Psicolétipcos. Estos medicamentos suelen ser incompatibles con el alcohol por pertenecer al grupo de los fármacos y pueden producir somnolencia, ftiga, vértigo, confusión onírica. No se debe volar bajo los efectos de estas sustancias.

El alcohol

El alcohol etílico o etanol actúa como un depresor del sistema nervioso central, considerado también como un elemento psicoactivo con capacidad para producir dependencia y adicción. El alcohol es absorbido en el estómago y de ahí paso a la corriente sanguínea y se metaboliza a razón de 120-150 miligramos por litro cada hora.

Los primeros efectos del alcohol en el cuerpo humano son la disminución de la ansiedad y produce un subjetivo exceso de confianza, aumenta la locuacidad, se pierde el control emocional y crítico, disminuyen los reflejos, la agudeza visual también disminuye, entre otros efectos. Lógicamente a mayores dosis estos efectos se acentúan produciéndose una pérdida de atención, trastornos de coordinación, llegando, incluso, a la pérdida total del control de comportamiento, confusión mental, desorientación, pérdida de conciencia e incluso el coma etílico.

El vuelo bajo los efectos del alcohol está absolutamente prohibido.

Seggún las JAR-OPS 1.085 los miembros de la tripulación de aeronaves civiles de transporte comercial tienen restringido el consumo de alcohol desde las 8 horas anteriores al inicio del vuelo o del comienzo del período de imaginaria, siendo la tasa de alcohol en sangre máxima de 0,2g/l, así como consumir alcohol durante el vuelo o durante una guardia.

Fatiga

La fatiga se puede producir en vuelo ya que se requiere un gran esfuerzo mental y psíquico así como un estado de alerta permanente. Un piloto puede estar, subjetivamente, cansado, débil, extenuado pero si es capaz de reaccionar correctamente el síntoma no se corresponde a lo que conocemos como fatiga, aunque si la sensación objetiva incluye, por ejemplo, pérdida de concentración, degradación de la atención, aumento de los errores, etc., entonces sí estamos hablando de síndrome de fatiga.

La fatiga se puede definir como el conjunto de fenómenos asociados con el debilitamiento, decaimiento o pérdida de eficacia y habilidad para realizar tareas.

La fatiga física o muscular puede producirse por un trabajo muscular con una intensidad excesiva tanto por la duración o rapidez.  Entre las causas de este tipo de fatiga destaca la saturaciópn de los mecanismos de transporte de oxígeno y el agotamiento de las reservas energéticas. Se manifiesta con dolores musculares, agarrotamiento…

La fatiga mental o psíquica puede aparecer por una actividad mental excesiva que puede producir un descenso en la actividad metabólica del sistema nervioso central por lo que se puede producir un aumento de los errores y omisiones, dificultad para mantener la atención y/o la concentración, etc.

Las diferentes causas que pueden inducir a un piloto a un estado de fatiga son:

  • Estado físico
  • Actividad mental excesiva, aburrimiento
  • Problemas psicológicos
  • Problemas relacionados con el descanso, falta de sueño
  • Alteración del ritmo cardíaco
  • Jet lag
  • Ergonomía de la cabina
  • Vibraciones y ruidos
  • Coordinación en cabina
  • Retrasos
  • Condiciones meteorológicas
  • Cambios de presión, temperatura, humedad…
  • Estrés

Los signos de la fatiga son muy variados pero entre los más frecuentas están:

  • Problemas digestivos
  • Problemas relacionados con el sueño
  • Problemas de caracter
  • Problemas psicológicos

Para intentar evitar la fatiga se recomiendo mantener una forma física saludable realizando ejercicio regularmente, dormir adecuadamente, evitar el uso de estimulantes, etc.

Pasajeros

El piloto de una aeronave debe tener presente la necesidad de proporcionar a los pasajeros con los que vaya a volar una serie de instrucciones que ayuden a mantener la seguridad de la aeronave. Muy a menudo la aviación privada se encuentra expuesta a las turbulencias típicas de los vuelos a bajas altitudes, agrupándose los pasajeros en un espacio reducido, por lo que en estas condiciones puede ocurrir que la ansiedad, temor provoquen situaciones no seguras para el piloto.

Por estos motivos es importante que el piloto realice un pequeño briefing antes de salir a volar dando unas instrucciones básicas:

  • Prohibición de fumar
  • Explicación de como operar las salidas de emergencia y como actuar en el caso de una emergencia
  • Llevar siempre el cinturón de seguridad abrochado y explicar su funcionamiento
  • Ajuste de asientos
  • Equipo de oxígeno, si la aeronave dispone de ellos explicar su funcionamiento
  • Chalecos salvavidas, instruir sobre como inflarlos y su utilización y forma de actuar en caso de amaraje

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *