El Hierro

Hemos pasado unos días en El Hierro, una increible isla llena de encantos y contrastes y no podemos dejar pasar la oportunidad de escribir una entrada sobre ella.

El Hierro
El Hierro

No se conoce con seguridad el origen del nombre de “El Hierro” pero podría deberse a una derivación del antiguo lenguaje que denominaba a la isla con el nombre de “Hero” o “Esero”, lo que está claro es que nada tiene que ver con el metal del mismo nombre ya que no se encuentra en ninguna parte de la isla.

Los primitivos pobladores de la isla eran los Bimbaches o Bimbapes que procedían del continente africano. Era un pueblo pacífico que tenía una compleja estructura social a pesar de no tener contacto con las otras culturas de su entorno (La Palma, La Gomera, Tenerife…). Habitaban en cuevas o en sencillas construcciones de piedra seca en una perfecta armonía con el medio, del que obtenían todos los recursos necesarios para su subsistencia: agricultura, pastoreo, caza, pesca, etc. Una muestra de cómo vivían los antiguos pobladores de El Hierro la podemos encontrar en la zona de “La Cueva de la Virgen”, al lado de la Ermita o en el Poblado Guinea situado a las afueras de Frontera, en este poblado podemos ver como se vivía desde el siglo XVII hasta el siglo pasado.

El hierro fue tomado por el normando Jean de Bethencourt a principios del siglo XV en el marco de la conquista del Archipiélago por los normandos. Los bimbaches ofrecieron poca resistencia y pronot fue colonizada con campesinos europeos que no tardaron en mezclarse con la población aborigen. La inicial esclavitud se convirtió en un sistema señorial que se mantuvo hasta el siglo XIX.

El Clima

La Cruz de los Reyes cubierta por una densa niebla

El clima de la isla está determinado por la interacción de las corrientes marinas del banco sahariano y los vientos alisios por lo que la isla tiene un clima suave y uniforme. Las temperaturas costeras suelen rondar entre los 19ºC y los 23ºC, durante casi todo el año suele soplar el viento con una fuerza de moderada a fuerte.

Las noches en El Hierro suelen ser despejadas y claras lo que permite observar el firmamento perfectamente. El cielo en El Hierro es uno de los más limpios y brillantes del mundo.

En las cumbres suele existir una intensa niebla que sumada a las bajas temperaturas, en comparación con las costeras, le confiere una sensación de tenebrosidad y magia increibles.

La Flora y la Fauna

En El Hierro encontramos especies endémicas, propias de la isla o del archipiélago. En las zonas alta encontramos magníficas laurisilvas, vestigios de los bosques predominantes en tiempos pasados, con diversas especies de laureles, helechos y musgos. El eucalipto es un clásico ejemplo de la flora introducida por los conquistadores y el Fayas es la zona de encinas y hayas.

Los extensos bosques de coníferas se dice que son los más hermosos y espectaculares de todo el archipiélago canario, el pino canario es de porte muy recto, poco exigente y el único que resiste al fuego, aunque cabe decir que los bosques están inmaculados, limpios, una maravilla para el senderismo.

En la parte oeste de la isla encontramos el sabinar, una formación de sabinas cuyas retorcidas formas han sido moldeadas durante siglos por el intenso viento predominante en la isla. El sabinar está incluido en el inventario de espacios naturales objeto de protección especial de medio ambiente desde 1975.

Las zonas bajas son mucho más secas y la escasa vegetación está formada principalmente por plantas crasas y numerosas especies de euforbiáceas, las tabaibas y los cardones con su característica forma de candelabro, son otras de las especies que atraen la atención del visitante.

Entre los pájaros no se puede dejar de citar al canario silvestre, que aunque tienen un aspecto insignificante y un color gris verdoso no le impiden ser un consumado cantarín.

De las aves hay que citar al pinzón de El Hierro, el mochuelo de bosque, las palomas, los tabobos, cernícalos y unos gigantescos cuervos que abundan en la isla. También se encuentran en la costa algunas parejas de águilas pescadoras, así como multitud de aves migratorias.

La Gastronomía

Como en cualquier isla el pescado ocupan un lugar importante en la gastronomía tipica de la isa, así como diversos guisos como el potaje, el puchero y el rancho con papas.

El pescado se toma frito o guisado y siempre acompañado de “papas arrugadas” y mojo.

Mojoqueso

También está el mojo-queso que se elabora a partir del queso herreño con una consistencia más espesa.

En cuanto a las carnes el conejo y el cabrito o chivo, como se llama en la isla, también son otros típocos platos de la cocina herreña.

En cuanto a los postres las quesadillas se llevan la palma. La quesadilla es un dulce cuya base principal es el extraordinario queso herreño.

También poseen un extraordinario vino con denominación de origen.

Y no podemos olvidarnos del gofio, una harina de cereales tistados que puede mezclarse en diversas proporciones de leche, agua, sopa o vino hasta hacer una masa o asarse con grasa y almendras.

Cómo llegar

La forma más ágil de llegar a El Hierro es vía aérea, la isla cuenta con un pequeño aeropuerto  que dispone de varias conexiones diarias con Tenerife y Gran Canaria.

El otro método es el barco, que atraca en el moderno puerto de La Estaca y tiene conexiones diarias con el puerto de Los Cristianos en Tenerife.

Qué visitar

La isla es en sí misma un lugar para visitar, pero si tenemos que destacar algunos sitios, no podemos dejar de citar los siguientes:

  • Valverde, capital de la isla
  • Pozo de las Calcosas
  • Mirador de la Peña con su fantástico restaurante panorámico
  • La Cruz de los Reyes
  • La Maceta, con sus piscinas naturales
  • Los Sargos
  • El Charco Azul
  • El Pozo de la Salud
  • Sus interminables y frondosos bosques
  • El Julan
  • La Ermita de la Virgen de los Reyes
  • El Garoé – Árbol Santo
  • Mirador de Bascos
  • El sabinar
  • Frontera
  • Poblado Guinea y su lagartario donde nos explican por un módico precio la historia de este increible lagarto y del poblado Guinea
  • Roque Bonanza
  • El Charco Manso
  • San Andrés, un acogedor y precioso pueblecito en el interior de la isla
  • Tacorón
  • Mirador de las Playas
  • La Dehesa
  • Sus interminables senderos
  • Roque Salmor
  • Los diferentes “Centros de Interpretación”

En fin podríamos enumerar infinidad de lugares que visitar. Lo mejor, es disponer de unos días y perderse en esta maravillosa isla. Decir que en 4 días que pasamos en la isla visitamos prácticamente todos los lugares que “salen” en el mapa y  algunos que no salen perdiéndonos por sus innumerables senderos.

Solo podemos decir “Si te gusta la naturaleza, Visita El Hierro”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *