El efecto suelo

Efecto suelo
Efecto suelo

El efecto suelo es un fenómenos aerodinámico al que está sometido un avión durante el vuelo. Se produce cuando la aeronave vuela a muy baja altura y obliga al morro a bajar.

El fenómeno sucede cuando el avión vuela a una altura aproximada del 20% de la envergadura de sus alas, también se presenta en aeronaves de ala rotativa, helicópteros, en estos casos se produce cuando la distancia con respecto al suelo es aproximadamente a medio diámetro del rotor.

El efecto suelo, a pesar de ser un fenómeno que interfiere en el flujo aerodinámico, es muy favorable para la aeronave, ya que al entrar en la zona de efecto, la sustentación del avión aumenta y la resistencia aerodinámica disminuye.

La razón de este comportamiento reside en el enderezamiento general de la corriente de aire al rededor del avión, esto se debe a que hay una disminución efectiva del flujo ascendente y descendente del aire.

Este enderezamiento de la corriente supone una fuerza de vertical de sustentación mas recta, el avión necesita entonces menos empuje para volar en la zona de efecto suelo, esto es algo que han aprovechado muchos pilotos veteranos de aviones con motores de hélices en largos vuelos sobre el mar, un muy buen ejemplo del aprovechamiento de este fenómeno fue durante la segunda guerra mundial cuando los pilotos regresaban a sus portaaviones después del combate con sus depósitos de combustible casi vacíos.

Este efecto también se explota favorablemente por los pilotos al ayudarles a reducir el consumo de combustible, otro ejemplo de este fenómeno se presenta en algunas aves como por ejemplo el vuelo de algunas especies de aves al efectuar increíbles vuelos razantes.